dimarts, 17 d’abril de 2012

EL DIOS APOLO



El dios Apolo, que en la nomenclatura romana se conoce como Febos, es uno de los dioses más importantes y polifacéticos de la mitología griega y romana. Este dios recibe las cualidades de un hombre joven que era dios de  la luz y el sol; la verdad y la profecía tal como lo demuestra el culto que recibió en Delfos donde una profetisa pronunciaba sus oráculos; el tiro con arco, con el que en la Ilíada mataba con sus flechas a los hombres; la medicina y la curación; la música, la poesía y las artes; y más.  Apolo es hijo de Zeus y Leto y hermano mellizo de la diosa Artemisa.
 
Como patrón de Delfos era la deidad profética del Oráculo de Delfos. La medicina y la curación estaban asociadas con él, ya fuera directamente o por mediación de su hijo Asclepio. También era visto como un dios que podía traer la enfermedad y la plaga mortal, además de tener el poder de curarla. Apolo tenía dominio sobre los colonos y era el patrón defensor de rebaños y manadas. Como jefe de las Musas y director de su coro actuaba como dios patrón de la música y la poesía. Hermes creó la lira para él, y el instrumento se convirtió en un atributo común de Apolo.
 
En la época helenística, especialmente durante el siglo III a. C., pasó como Apollo Helios a ser identificado por los griegos con Helios, dios del sol, y de forma parecida su hermana se equiparó con Selene, diosa de la luna.
 
 
En el libro de Helena, Helena, amor mío  de Luciano de Crescenzo se le da bastante importancia a este dios pues los habitantes de Troya son muy devotos y tienen un gran templo dedicado a él en el que se ven Políxena y Aquiles para su supuesto matrimonio y donde éste es asesinado finalmente por Paris, con la ayuda de Apolo, que dirigió su flecha certeramente hasta el talón, el único punto débil del legendario guerrero. Durante toda la novela la intervención del dios es indispensable para el desarrollo de la guerra, pues estaba en contra de los griegos porque Agamenón había secuestrado a la hija de uno de sus sacerdotes.
 
Algunas tradiciones dicen que Casandra, (Hija de Hécuba y Príamo; hermana gemela de Héleno) y su hermano habían recibido el don de la profecía de niños, cuando unas serpientes lamieron sus ojos. Otras afirman que Apolo se había enamorado de ella y le había concedido el don de la profecía; pero, como Casandra no le correspondió, la condenó a profetizar siempre sin que nadie la creyese. Profetizó la caída de Troya y la muerte de Agamenón y la suya propia sin ser escuchada. Fue entregada como botín de guerra a Agamenón y asesinada junto a él por Clitemnestra y Egisto.
 
Apolo también es el protagonista del famoso mito griego de Apolo y Dafne, relatado por Ovidio en forma de poema en Las Metamorfosis. La historia cuenta que el dios se enamoró por obra de Eros de una ninfa llamada Dafne, que por su parte lo aborreció también por la influencia del dios. Entonces Apolo empezó a perseguirla y cuando estaba a punto de conseguirlo, ella se encomedó a su padre y comenzó a transformarse en un árbol delante mismo de Apolo.
 

1 comentari:

santi ha dit...

El tercer párrafo es el que más se ajusta a los objetivos del trabajo.
Lo demás suena demasiado a diccionario mitológico :)