dilluns, 23 de febrer de 2015

AQUILES EN LA PINTURA

Los temas mitológicos, en el caso de las Bellas Artes, se dejaron de tratar después de la época helinística y no resurgieron hasta el Renacimiento y el Barroco. En cambio Aquiles, aparece representado en los siglos XV, XVI, XVII, XVIII, XIX, teniendo su mayor apogeo en el barroco italiano. Entre los autores destacó Rubens.
Rubens representó desde su infancia hasta su juventud. El resto de pintores sólo representaron una etapa de su vida.
A continuación, podréis leer la vida de Aquiles desde niño y podréis ver las representaciones en la pintura tal como dice el título.

Aquiles era hijo de Peleo, rey de Ftía, y de Tetis, una de las nereidas. Tetis quería que Aquiles fuera inmortal entonces lo hundió todo en la laguna Espigia excepto el el tobillo. Peleo ve a Tetis y esta huye. Aquiles quedó inmortal de todo el cuerpo menos de su talón.

A continuación podemos ver una representación de Giacomo Franceschini, que se halla en el museo del Louvre en París:
Tetis sumergiendo a Aquiles.

Para su educación, Peleo llevo a Aquiles al monte Pelión para que el centauro Quirón lo educase como un héroe. Quirón lo alimentó con jabalí, entrañas de león y médula de oso para aumentar su valentía. Le enseñó a pelear y a curar heridas.
Podemos ver como Aquiles está subido encima de Quirón en esta obra de Rubens:



Debido a que Tetis sabía que Aquiles corría el peligro de morir en la batalla. le envió a la corte del rey Licomedes en la isla de Scyros, donde se ocultó bajo la apariencia de una joven durante un tiempo. Sin embargo, esto no evitó que aun así tuviese un hijo, Neoptolemo, con Deidamiata, hija de Licomedes. Ulises como era muy astuto, se hizo pasar por mercader y les ofreció a las hijas de Licómedes y a Pyrra (Ulises) joyas y una espada. Como la espada la cogió Aquiles, fue descubierto.
Aquí podemos ver la representación por Van Dick:
Apreciamos a Pyrra con la espada

Aquiles monta en cólera porque Agamenón quiere a Briseida, uno de los trofeos de guerra de él. Estuvo a punto de sacar la espada y matar a Agamenón pero finalmente tuvo que ceder. Tenemos esta obra de Charles-Antoine Copyel: 
Aquiles y los griegos avanzan empujando a los troyanos hacia la ciudad. Héctor se asusta y se mezcla entre las tropas por consejo del dios Apolo. Pero tras dar muerte Aquiles a Polidoro, hermano de Héctor, éste deja de esconderse y acude al enfrentamiento. Nuevamente, Apolo ayuda a Héctor, retirándolo del combate. En la retirada a la ciudad de las tropas troyanas, Héctor queda fuera de las puertas y es perseguido por Aquiles. Dan tres vueltas a las murallas hasta que Atenea, en la forma de Deífobo, incita a Héctor a plantar cara a Aquiles. Héctor pide a Aquiles que se honre el cadáver del perdedor, pero el griego rechaza cualquier trato. Finalmente Aquiles mata a Héctor, clavándole la lanza en la base del cuello, el único lugar desprotegido por su armadura.

Vemos a Aquiles matando a Héctor y Apolo está en el fondo.
Pintado por Rubens.

París mata a Aquiles de un flechazo en el talón como predijo Héctor. No se sabe si Apolo dirigió la flecha o Apolo lo mato.
De nuevo otra obra de nuestro pintor holandés Rubbens:



WEBGRAFÍA: